Dios No es Autor del Pecado, por Pierre Du Moulin

Pierre du Moulin

Acerca de esto hay que poner el dedo en la boca y guardarse de demandar a Dios la razón de sus acciones. No hay que cuestionarle por qué de dos pecadores, Él tuvo a bien hacer gracia a uno y no a otro; como dice S. Pablo en el capítulo 9 de los Romanos, Mas antes, oh hombre, ¿quién eres tú, para que alterques con Dios? ¿Dirá el vaso de barro al que lo formó: ¿Por qué me has hecho así? ¿O no tiene potestad el alfarero sobre el barro, para hacer de la misma masa un vaso para honra y otro para deshonra? Por la palabra “deshonra” no hay que entender pecado; porque Dios no hace que los hombres sean pecadores, y Él no es el autor del pecado. Por la palabra “deshonra” hay que entender castigo, como se ve en el hecho de que a estos mismos vasos de deshonra, en el mismo lugar, se les llama “vasos de ira” destinados a perdición. Lo cual es una manera de hablar tomada de Daniel, en el último capítulo, donde se dice: Y muchos de los que duermen en el polvo de la tierra serán despertados, unos para vida eterna, y otros para vergüenza y confusión perpetua”.

De la misma manera, si un médico no sana a todos los enfermos que podría, no se puede deducir que Él sea la causa de su enfermedad. Así, aunque Dios no dé Su gracia a todos los pecadores, no se deduce de ello que Él sea la causa de su pecado. Es bien cierto que este médico, al no sanar a todos los que él podría hacerlo, pecaría contra las reglas de la caridad, porque él no es juez; pero Dios es juez, y Él no está sujeto a ninguna ley, y quiere que haya ejemplos de Su justicia, de la misma manera que de Su misericordia. Esto es conforme a la sentencia de Salomón en el capítulo 16 de Proverbios, donde dice: “Todas las cosas ha hecho Jehová para sí mismo, Y aun al impío para el día malo”. Él enseña que Dios ha destinado al malo, no a ser malo, sino a ser castigado por su maldad, a fin de que Dios sea glorificado.

Pierre Du Moulin, Sixième decade de sermons, (Ginebra : 1647), p. 133s.

 

Anuncios

  1. Raul G. Perez

    pero algunos habla que Dios es autor del pecado, pero en materia metafisica. Como Clark, Y Cheung en sus libros. No se que opinion tenga uds ya sobre eso.

      • D Alberto Taylor P

        Autores como Clark, Cheung y Hoeksema están dando forma a una teología que podría convertirse en el pan diario de la nueva generación hipercalvinista.

      • D Alberto Taylor P

        Quiero decir, con el perdón de los malentedidos. Que estos autores están dejando suficiente material, para el que, de aceptar tales enseñanzas, sea capaz de dar cuerpo y forma a una nueva teología que produzca una generación hipercalvinista y neo-reformada.

      • Jorge Ruiz Ortiz

        Alberto,

        Antes de nada, dejar mucho (“suficiente” material, en sí mismo, no dice nada acerca de si lo que se dice es correcto o no.

        Por otra parte, no sé si su alusión a la “nueva generación hipercalvinista y neo-reformada” es para usted un fenómeno positivo. En todo caso, creo que el uso de “calvinista” y “reformado” para designarla es abusivo. No puede serlo, por cuanto su punto de vista fundamental (según ellos, “Dios es el autor del pecado”) ha sido rechazada por todos los Reformadores, teólogos, pastores y confesiones de fe reformados. Por lo tanto, quienes afirman tales cosas se ponen decididamente al margen de la tradición reformada. Por ser una posición rechazada por todo el conjunto de la iglesia cristina a lo largo de los siglos, se convierten en heréticos.

        Mejor dejar estar estas cosas. La teología tiene infinidad de otras cosas de mucho más provecho y más edificantes que estas divagaciones.

      • D Alberto Taylor P

        Creo que la tendencia es preocupante. Buscaré también mejorar en mi vocabulario. Espero que mi preocupación no sea infundada, con todo, estoy de acuerdo que hay mucho más provecho y edificación en otras cosas. Gracias por sus observaciones, bendiciones.

  2. raul perez

    creo que lo que Rev. Ruiz dice es cierto por cuanto nunca o ninguno de los padres haya tenido en cuenta este punto como lo sostiene Clark o Cheung desde punto filosofico o metafisico

  3. josbel32

    Por gracia de Dios he abandonado definitivamente esa posición que verdaderamente,es herética.Dios abra los ojos de buenos hermanos,celosos en la sana doctrina,que aún andan tras este error. Un saludo en Cristo!

  4. logos77

    La Palabra de dice y repite varias veces que Dios no hace acepción de personas por tanto el Calvinismo no es cierto.
    Hechos 10:34-35
    “Entonces Pedro abriendo la boca dijo: En verdad comprendo que Dios no hace acepción de personas sino que EN TODA NACIÓN SE AGRADA DEL QUE LE TEME Y HACE JUSTICIA”.
    Dios se agrada del que le teme y hace justicia, como vemos en Cornelio, el centurion romano.

    Romanos 2:11
    “Porque no hay acepción de personas para con Dios”.

    Lo que el Calvinismo enseña es todo lo contrario de esto, y convenientemente se olvidan de este hecho.

    Mediten hermanos

    • Jorge Ruiz Ortiz

      El texto no dice si el que teme a Dios y hace justicia lo hace de sus propias capacidades o por la gracia y elección de Dios.

      “Así que no es del que quiere, ni del que corre, sino de Dios que tiene misericordia. (Rom 9:16)
      “Estando confiado de esto, que el que comenzó en vosotros la buena obra, la perfeccionará hasta el día de Jesucristo (Fil. 1:6)
      “Empero por la gracia de Dios soy lo que soy: y su gracia no ha sido en vano para conmigo; antes he trabajado más que todos ellos: pero no yo, sino la gracia de Dios que fué conmigo (1 Co 15:10 )

      Por cierto, conviene dejar hablar de “calvinismo”. No se trata de las doctrinas del “calvinismo”. Se trata de la Confesión de fe de la Iglesia Reformada (Cánones de Dordt, Confesión de Westminster, etc.)

      Saludos

  5. logos77

    Yo creo que si la Palabra de Dios repite varias veces para que no quede ninguna duda que Dios NO HACE ACEPCIÓN DE PERSONAS, es porque no las hace. Una doctrina que enseña lo contrario, contradice a Dios y por tanto no es bíblica. No importa lo que diga la confesión Reformada, ellos NO están por encima de Dios. ¡Cuidado, porque el amor de Dios por todos los hombres no queriendo que ninguno perezca sino que todos procedan al arrepentiento ha sido negado por la iglesia Reformada!

    Reformarse y nacer de nuevo son dos cosas diferentes. La iglesia de Roma no necesitaba reforma, necesitaba nacer de nuevo en Cristo que significa morir a todo lo Viejo, los Reformadores nunca cortaron totalmente con ella. Los Anabautistas eran los verdaderos creyentes a los que los Reformadores persiguieron a muerte.

    Es hora de abrir los ojos a la realidad.

    Bendiciones

    • Jorge Ruiz Ortiz

      Sinceramente, se arroga usted una autoridad en la Palabra y espiritual, por encima de una gran multitud de pastores y siervos de Dios, de la que carece. Por favor, no venga aquí a ser contencioso/a, ni a tratar de dar lecciones, porque si de verdad ha nacido de nuevo sabrá que eso tampoco es la voluntad de Dios. Ni trate usted de hacerme callar en mi propio blog. Más bien, trate usted a este blog como le gustaría que tratasen a uno suyo.

      La humildad y la buena educación también es de cristianos…

      Y en cuanto a los anabautistas, le recomiendo escuchar mis sermones de los días 12 y 19 de octubre.

      Saludos.

      • Jorge Ruiz Ortiz

        Por cierto, los que participan aqui normalmente dan su identidad, como lo hace el propietario mismo de este blog. Le sugiero que en adelante considere hacerlo siempre, allí donde usted escriba.

  6. raul perez

    este tema es muy explicito, lo admiro mucho por su capacidad, Rev. Ruiz, un enorme abrazo desde Venezuela, pto la cruz, aúnque en leido libros de teologos donde ellos afirma que Dios es la causa metafisica del pecado, si por metafisica ellos interpreta la causa del mal, entonces que opinion tendria los padres apostolicos, padres de la Iglesias, los reformadores, puritanos, hugonotes, etc,etc, seria una herejia fatal para ellos

  7. Matias

    Lo único que dijeron hombres como Clark es que si la alusión Calvinista sobre los fenómenos asumidos en el decreto es determinista, lo difícil entre el determinismo y la teodicea que genera es asumir que el mal es causado por un Dios que no tiene ley que lo juzgue.

    Si alguien es determinista sin embargo rechaza que Dios sea la causa del mal; o se contradice; o no es determinista; o nunca entendió los fenómenos e implicancias de una postura semejante.

    • Jorge Ruiz Ortiz

      Lo cual equivale a decir que quien no esté de acuerdo con Clark, o no es “calvinista” o “no se entera”… Pero, ¿cuál es, o sobre qué se basa, el argumento?

      La clave, sin duda, reside en qué entiendemos por “determinismo”. ¿Excluye este la libre agencia (actuar no por compulsion) de los seres creados, ángeles y hombres? Afirmar que Dios es autor del pecado efectivamente lo excluye. Y ahí está la herejía. Cierto que no hay ley por encima de Dios, pero Él no está sin Ley, porque Él es Ley para Sí mismo. Hay cosas que Dios no puede hacer: Él no puede negarse a Sí mismo (2 Ti 2:13), ni actuar contra Su naturaleza. Y Él es luz, y no hay ningunas tinieblas en Él (Jn 1:5). Él es el ” Padre de las luces” (Stg 1:17) y Él no puede ser tentado por el mal ni tienta a nadie (v. 13). “Todos sus caminos son rectitud; Dios de verdad, y sin ninguna iniquidad en él; es justo y recto. La corrupción no es suya; de sus hijos es la mancha” (Dt 32:4-5)

      Sigo diciendo que hay muchas otras cosas en qué dejar el tiempo en teología que en leer estos autores, o tratar de resolver el problema teológico por excelencia (irresoluble). Y sólo se vive una vez.

      • Matias

        Coincido, pero punto es que no se puede ser filosóficamente determinista y libertario sin que eso signifique una contradiccion. El calvinismo afirma la primera y rechaza la segunda. Ser determinista no puede ser una asunción viable para negar que Dios sea la causa del pecado, ser determinista es afirmarlo. Me pregunto si ud es determinista.

      • Jorge Ruiz Ortiz

        ¿Y en qué lugar los reformadores o las confesiones se presentan a sí mismos como “yo soy determinista y afirmo que Dios es autor del pecado”?

        No creo que sea bueno argumentar de esta manera: “si usted no está de acuerdo conmigo (o con Clark), entonces usted es libertario”. Decididamente, no lo soy (la ICR lo es, no la Reforma). Pero determinista, en el sentido que usted lo entiende, tampoco.

        Si usted afirma que Dios actúa en cuanto al pecado y al mal sin la libre agencia (e.d., no por compulsión, sino conforme a su propia naturaleza) de las criaturas, entonces me atrevo a afirmar que está fuera de la ortodoxia cristiana.

  8. Matias

    Aquí entonces hay una paradoja sustancial. Pues el mismo Clark afirma que Dios es bueno siendo el autor del pecado en causas secundarias y por medio de ellas. Y usted cree lo mismo! Lo que pasa, es que Clark acepta las inferencias logicas de lo que defiende al “filtrar” la soberanía de Dios desde una cosmovisión determinista. Accidentalmente muchos determinista lo son prospectivamente (Dios causa todo) pero no retrospectivamente (Dios no es autor del pecado), convirtiéndose en una contradicción. De hecho, este es uno de los “vacíos” de la confesión de Wesminster. Mi crítica es, son y no son deterministas, eso es inadecuado.

    Quiero decirle que soy libertario, tal cual William Lane Craig. Su lectura de mi posición fue erronea.

    Dios le bendiga.

    • Jorge Ruiz Ortiz

      La teología reformada siempre ha afirmado la compatibilidad entre la preordenación divina con la libertad del hombre. Esto no es ser “libertario” (a la manera de la ICR, que no ve manera de solucionar la aparente paradoja y rechaza entonces la preordenación divina).

      Pero la teología reformada (es decir, todos los reformadores y todas las confesiones de fe) rechazan unánimemente la inferencia de que “Dios es el autor del pecado”. Lo han hecho hasta los pocos que han mantenido una visión supralapsariana de la elección. Pero Clark y autores que lo divulgan va mucho más allá de esto. Me pregunto si son realmente conscientes de lo que están afirmando. ¿Qué significa afirmar que Dios es el autor del pecado, cuando estamos hablando de criaturas buenas, santas, justas, y no determinadas para el mal por creación, como lo fueron los ángeles y Adán en el Paraíso? ¿No se da cuenta de las implicaciones para la fe que tiene esta afirmación, que Dios crea el mal para después castigarlo?

      Ustedes hacen gala de un racionalismo extremo que quiere hacer desaparecer todo misterio de la fe cristiana. Del mismo modo, pues, podrían hacer también con la doctrina de la Trinidad y con todo otro misterio presente en la Escritura. Pero al final, todo es hasta cierto punto. Ustedes, en un ejercicio de racionalismo, rechazan la paradoja: Dios es soberano en todas las cosas y al mismo tiempo no es el autor del mal. Y, sin embargo, conviven sin problemas con esta otra: Dios es el autor del mal, lo crea para después castigarlo, y, sin embargo, es bueno.

      Entre las dos paradojas, ustedes escogen sin duda la que más problemas causa para la fe en el Dios de la Biblia. No tienen en contra tan sólo a todo el cuerpo de la teología reformada, sino el testimonio de la Palabra de Dios misma. Una vez más: “Todos sus caminos son rectitud; Dios de verdad, y sin ninguna iniquidad en él; es justo y recto. La corrupción no es suya; de sus hijos es la mancha” (Dt 32:4-5).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s