Precisando la Doctrina de la Gracia Común

Proponemos a los lectores participar en el siguiente ejercicio: basar con citas bíblicas nuestra propuesta de doctrina sobre la “Gracia Común” que hacemos desde este blog, redactada “a la manera confesional”. ¡Gracias de antemano!

EL AMOR GENERAL DE DIOS 

1. Desde la Caída de la Humanidad, Dios manifiesta a todos los hombres las inescrutables riquezas de su bondad y misericordia por medio de las cosas buenas de esta vida, que Él concede a los hombres en abundancia, así como la capacidad y dones necesarios para las distintas facetas de la existencia humana. Asimismo, Él restringe el mal de las naciones y los hombres por medio de instrumentos como los gobiernos y leyes justas, la educación e instrucción verdaderas, y las buenas costumbres, de manera que el mundo pueda ser todavía un lugar habitable para todos los hombres, y particularmente para operar la redención y el bien de los hijos de Dios.

2. El libre ofrecimiento del Evangelio, por el cual Él ofrece a los pecadores vida y salvación por medio de la fe en Jesucristo, es una singular manifestación de la bondad y misericordia de Dios para con todos los hombres. No sólo esto, sino que en la administración del Pacto de Gracia, los reprobados reciben además diversos dones y participaciones del Espíritu Santo, aunque de naturaleza no salvífica.

3. Todas estas obras de Dios provienen del amor general de Él por todos los hombres. Ellas no son inconsistentes con la justicia de Dios y Su ira por el pecado, por cuanto todos sus atributos tienen una unidad perfectísima en Su ser. Ellas tampoco contradicen la doctrina de la Elección y Predestinación, porque es juntamente con estas obras, y a través de ellas, que Dios lleva a cabo la salvación de Sus escogidos. Tampoco son una negación de la doctrina de la Depravación Total, sino que ellas la presuponen.

4. Por esta doctrina de la bondad y el amor general de Dios, el mundo es exhortado a creer en Él, y los incrédulos son dejados sin excusa. Asimismo, los creyentes hallan por ella mayores motivos de asombro y de alabanza al Creador, Sustentador y Salvador de todos los hombres, mayormente de los que creen. Pero ella no puede ser usada como excusa para que la santidad de la Iglesia se desvanezca por medio de asociaciones con incrédulos, o para rebajar los deberes de todas las naciones y todos los hombres para con la Ley de Dios y el Evangelio de nuestro Señor Jesucristo”.

© Jorge Ruiz Ortiz, 2013

Anuncios

  1. yolilopez

    Rom. 3:24.- . . . Siendo justificados gratuitamente por su gracia mediante la redención que es en Cristo Jesús.
    2 Cor. 8:7 y 9. Por tanto como en todo abundáis en fe, en palabra, en ciencia en toda solicitud, abundad también en esta gracia . . . Porque ya conocéis la gracia de nuestro Señor Jesucristo . . .

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s